B-12 inyectable

Vitamina B12 inyectable

B12 Y AUTISMO

B12 Inyectable para niños autistas

1. Vitamina B12

Comida con vitamina B12La vitamina B12 Inyectable para niños autistas es uno de los tratamientos que hemos mencionado entre las terapias alternativas o complementarias que pueden considerarse. Es un complejo vitamínico B soluble en agua que se encuentra naturalmente en una variedad de alimentos, incluidos la carne, el pescado y los productos lácteos. También, suele agregarse vitamina B-12 a algunos alimentos como suplemento alimentario. En esta formulación, está ofrecido dentro de los productos de la Tienda. 

La vitamina B12 es una vitamina soluble en agua. Los alimentos como la leche, la carne, los huevos y el pescado contienen naturalmente niveles significativos de vitamina B12. También, las personas pueden obtener vitamina B12 a través de alimentos que están fortificados, como ciertos cereales, junto con suplementos dietéticos y medicamentos recetados. Los suplementos dietéticos proporcionan diferentes formas de vitamina B12; sin embargo, el cuerpo absorbe solo un pequeño porcentaje de la cantidad ingerida. Las formas de prescripción de la vitamina están disponibles como inyecciones o un gel nasal. 

2. Efecto de la vitamina B12

El efecto de la vitamina B12 en el cuerpo es mejorar el funcionamiento del cerebro y del sistema nervioso. Existen diferentes tipos de vitamina B12, pero la B12 metílica es clave, ya que estimula la vía biológica que proporciona energía al cerebro. De ese modo, ayuda con la producción celular, un proceso conocido como metilación. La metilación funciona para producir ADN y ARN (1), controlar el sistema inmunitario, eliminar las toxinas del metal pesado del cuerpo y producir proteínas. En consecuencia, la ausencia de vitamina B12 causa importantes dificultades con la producción y el funcionamiento celular en el cerebro y el cuerpo.

3. Vitamina B12 en niños autistas

Diversos estudios en los que se administraron dosis altas (75 microgramos/kg peso) de vitamina B12 en pacientes con autismo evidenciaron una mejora en el habla, el lenguaje espontáneo, y el uso de oraciones complejas. En un estudio pequeño pero cuidadosamente controlado, las inyecciones regulares de metil B12 produjeron una mejora general en los síntomas del autismo en algunos niños que padecían el trastorno.

Vitamina B12 en niños con TEALos niños con autismo tienen en su cerebro -habitualmente- niveles de esta vitamina tres veces más bajos que los encontrados en los niños fuera del TEA. Niveles similares se han encontrado en pacientes con esquizofrenia, lo que sugiere que ambas enfermedades están asociadas con una disminución prematura de la vitamina. Investigadores del Department of Pharmaceutical Sciences, Northeastern University, Boston, MA, hicieron la conexión al analizar el tejido cerebral tomado de donantes sanos y de personas que habían sufrido de autismo o esquizofrenia cuando estaban vivas.

Una forma activa de la vitamina B12, conocida como metilcobalamina (2), apoya el desarrollo normal del cerebro mediante el control de un proceso conocido como regulación epigenética de la expresión génica.

El autismo y la esquizofrenia se asocian con el estrés oxidativo cuando el cuerpo es incapaz de contrarrestar la propagación de radicales libres, y esto podría agotar los niveles de vitamina B12. Los investigadores creen que los suplementos de vitamina B12 y de antioxidantes como el glutatión, pueden ayudar a prevenir el estrés oxidativo, que a su vez podría detener la reducción de la vitamina B-12.

El tratamiento para las personas con autismo generalmente incluye una combinación de diferentes tipos de terapia conductual; sin embargo, en los últimos años las intervenciones dietéticas se han vuelto más comunes. Las personas con autismo pueden tener una capacidad limitada para absorber la vitamina B12, lo que afecta negativamente su funcionamiento. Los suplementos de vitamina B12 pueden ayudar a mejorar ciertos síntomas del autismo.

4. Modo de administración

B12 inyectable para niños autistasUn método para administrar vitamina B12 a niños con autismo es a través de inyecciones intramusculares. Según el Dr. James Neubrander, el autor/descubridor de este método, los niños con autismo se benefician de los tratamientos con vitamina B12. Las inyecciones de metil B12 activan vías biológicas y producen la enzima necesaria para ayudar a desintoxicar metales pesados y sustancias. El Dr. Neubrander afirma que el 94 por ciento de sus pacientes han respondido al tratamiento. Sus pacientes demostraron habilidades mejoradas de funcionamiento ejecutivo, como la capacidad de mantenerse alerta y mantener el contacto visual, la mejora de las habilidades lingüísticas, la interacción social mejorada con los demás y una mayor demostración de la emoción. Sin embargo, ningún ensayo clínico ha demostrado la eficacia de este tratamiento y son posibles los efectos secundarios graves, por lo que debe consultar con un médico y realizar el tratamiento solo con precaución.

A veces, los niños diagnosticados con autismo experimentan una mezcla de cambios positivos y negativos cuando se usan inyecciones de metil B12 en el tratamiento del autismo mediante intervención biomédica. Los efectos no deseados siguen siendo una buena señal del éxito del tratamiento y, en consecuencia, se denominan positivos / negativos porque el agravamiento se reducirá con el tiempo y -aparentemente- dejará las ganancias positivas.

5. Dosis adecuada de vitamina B12

Vitamina inyectableSegún la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. (tomada en este caso como referente), el valor diario recomendado para la vitamina B12 de la ingesta de alimentos es 6.0 mcg. Para los niños con autismo, el Dr. James Neubrander tiene un protocolo recomendado para las inyecciones de metil B12. La dosis recomendada es de 64. 5 mcg / kg cada tres días. La solución de metil B12 debe estar a una concentración de 25 mg / ml para poder liberarse adecuadamente en el cuerpo. La administración constante de inyecciones durante las primeras cinco semanas ayuda a monitorear la respuesta y reacciones del niño. Las inyecciones en los siguientes 18 a 24 meses son necesarias para lograr la máxima efectividad.

 

6. Nuestro consejo

En el caso de los suplementos por vía oral de vitamina B12, es que la vitamina B12 puede aportar múltiples beneficios a nuestro organismo, pero siempre consumida de forma equilibrada. Puede existir el peligro de efectos colaterales por exceso. 

Por tanto, siempre debería comenzarse este tratamiento previa consulta al pediatra o médico de cabecera. En el caso de la vitamina B12 inyectable (Metil B12) es particularmente necesaria la consulta médica que, de seguro, llevará a hacer un estudio de laboratorio previo a la eventual administración de la vitamina. 

 

 

NOTAS

(1) La metilación del ADN constituye un marcador epigenético que identifica la cadena molde durante la replicación del ADN y el origen parental de regiones improntadas, regula a los transposones, la impronta genómica y la expresión génica.

(2) La metilcobalamina presenta un centro de cobalto(III) octaédrico. Se puede obtener como en forma de cristales de color rojo oscuro.3 Desde el punto de vista de la química de coordinación, la metilcobalamina resulta notable como un raro ejemplo de un compuesto que contiene enlaces metal-alquilo. Se han propuesto intermediarios níquelmetilo para el paso final de la metanogénesis. La metilcobalamina es fisiológicamente equivalente a la vitamina B12, y puede utilizarse para tratar o prevenir patologías derivadas de la falta de vitamina B12 (deficiencia de vitamina B12), tales como la anemia perniciosa. La metilcobalamina también se utiliza en el tratamiento de la neuropatía periféricaneuropatía diabética y como tratamiento preliminar para la esclerosis lateral amiotrófica.

https://www.autismspeaks.org/science-news/small-study-finds-b12-injections-ease-autism-symptoms-some-children

Suplementos nutricionales

suplementos nutricionales

AUTISMO Y SUPLEMENTOS NUTRICIONALES

Suplementos nutricionales y el TEA

Hay muchos suplementos nutricionales utilizados en el tratamiento del autismo. Le hemos dedicado un capítulo especial a los ácidos grasos. Ahora, abordaremos otros suplementos alimentarios, específicamente con vitaminas y minerales. 

La base de los suplementos radica en que varias vitaminas y minerales son parte del proceso de producción o control del nivel de neurotransmisores (químicos que sirven en la comunicación entre neuronas). Además, participan en el control del estrés oxidativo.

Algunos suplementos populares para el tratamiento del TEA son:

1. Vitamina C

Vitamina C para el TEALos niños con trastorno del espectro autista (TEA) podrían tener un mayor riesgo de escorbuto, así como de otras deficiencias de micronutrientes. Esto, debido a una dieta restringida y un repertorio de alimentos limitado. Sin embargo, no hay estudios científicos publicados que hayan estudiado la frecuencia de deficiencia de vitamina C en la población pediátrica con TEA.
 
Otro pequeño estudio reveló resultados prometedores. En este estudio, se comprobó -en comparación con la toma de un placebo-, el consumo de vitamina C reducía significativamente los comportamientos típicamente asociados al TEA: balanceos, sacudidas, oscilaciones y zarandeos.

 

2. Acido fólico

acido fólico y el TEAAlgunos estudios han informado que la suplementación con ácido fólico podría estar asociada con una mayor incidencia de autismo. Por lo tanto, el objetivo de un trabajo en particular, fue realizar una revisión sistemática de los estudios que involucran las relaciones entre esta molécula y el TEA. Para ello, se realizaron búsquedas en la base de datos MEDLINE (1)  en busca de estudios escritos (en inglés) que evaluaran la relación entre el autismo y el folato (2) . Los artículos relevantes abordaron temas relacionados  la asociación entre la ingesta / suplementación de ácido fólico durante el embarazo. Además, sobre la ingesta de alimentos y / o suplementación de nutrientes en niños / adolescentes con autismo. En tercer lugar, sobre la evaluación de niveles séricos de nutrientes e intervenciones nutricionales dirigidas a los niños con TEA.

Finalmente, aunque algunos estudios han informado niveles más bajos de folato en pacientes con TEA, los efectos de las intervenciones potenciadoras de folato sobre los síntomas clínicos aún no se han confirmado.

3. Vitamina B6 y magnesio 

El magnesio (Mg) y la vitamina B6, pese a que el primero es un mineral y el segundo una vitamina, tienen en común que ambos son nutrientes esenciales para el correcto funcionamiento de nuestro organismo. En consecuencia, una deficiencia de los mismos puede tener un importante impacto negativo en nuestra salud.  Especialmente, en nuestra salud visual.

magnesio y b6 para el autismoVitamina B6

Durante más de tres décadas, se han informado estudios que investigaron el efecto de la vitamina B6 para mejorar el comportamiento de los niños con trastorno del espectro autista.  De todos modos, los resultados no fueron concluyentes y los tamaños de muestra fueron pequeños. Por lo tanto, actualmente no podría asegurarse que el uso de la vitamina B6 mejore el comportamiento de los individuos con autismo. Como ocurre en estos casos, se necesitan investigaciones adicionales que utilicen ensayos más grandes, bien diseñados.

La piroxidina (vitamina B6) se utilizó por primera vez en niños con diagnóstico de «síndrome autista» cuando se observó (empíricamente) una mejoría en el habla y el lenguaje en algunos niños como resultado de grandes dosis de B6.

Magnesio

Por otro lado, las personas autistas pueden ser propensos a tener deficiencia de magnesio debido a sus hábitos dietéticos. Por ello, el magnesio se ha vuelto tan popular como prevención de deficiencias y efectos secundarios de las medicaciones.

En el caso de los niños autistas, el magnesio especialmente indicado ya que aparte de este beneficio concreto, tiene muchos otros que hace aumentar su calidad de vida.  Por ejemplo, las sales de baño de magnesio son perfectas para l@s niñ@s autistas ya que producen una relajación global en el cuerpo. Ayuda física y mentalmente. Relaja los músculos evitando calambres. Ayuda a dormir mejor y a levantarse mejor por las mañanas. Además, estabiliza el estado de ánimo y aporta el magnesio que necesita el niño a través de la piel y evita malas digestiones o intolerancias por vía oral.

 
 

4. Vitamina B12

vitaminas B12 para el TEADiversos estudios en los que se administraron dosis altas (75 microgramos/kg peso) de vitamina B12 en pacientes con autismo evidenciaron una mejora en el habla, el lenguaje espontáneo, y el uso de oraciones complejas. Según esos estudios, los pacientes pediátricos que recibieron suplementos de vitamina B12 también presentaron mejoras en la socialización, la expresión emocional y el juego interactivo con otros niños. Además, se registró mejoría en el sueño. Probablemente, esto último se deba a que la metilcobalamina aumenta los niveles de melatonina (hormona encargada de regular el ciclo de vigilia y sueño) en el organismo. Los padres de niños con trastorno del espectro autista evidenciaron los beneficios de la suplementación con vitamina B12 luego de 5 semanas de tratamiento.

 

Sin embargo, es importante tener en cuenta que la suplementación con vitamina B12 no es una «cura» para el autismo. Principalmente, es un tratamiento complementario que ayuda a mejorar los síntomas de este trastorno. Para producir un mayor éxito en el crecimiento y desarrollo del paciente la suplementación con vitamina B12 debe aplicarse en conjunto con otras formas de tratamiento biológico y médico. 

 

5. DMG (N,N- Dimetilglicina)

La DMG (Dimetilglicina) constituye la parte activa del ácido panorámico (conocido como vitamina B15).  Tiene la capacidad de aumentar la energia de forma inmediata y segura, produciendo efectos positivos sobre el bienestar general. La Dimetilglicina como suplemento nutricional parece mejorar,  en las personas autistas, los episodios de comportamientos explosivos. También, se suele señalar que mejora las actividades del habla. 

 

(1) Librería Nacional de Medicina de Estados Unidos.

(2) El ácido fólico y el folato son ambos términos para un tipo de vitamina B (vitamina B9). El folato es una vitamina B que se encuentra naturalmente en los alimentos, como hortalizas de hojas verdes, frutas cítricas y frijoles (porotos o habichuelas, según el país). En cambio, el ácido fólico es un folato artificial (sintético). Este se encuentra en suplementos y se le agrega a los alimentos fortificados. Sin embargo, los términos ácido fólico y folato a menudo se usan indistintamente.

Ácidos grasos esenciales

miniatura acidos grasos

AUTISMO Y ACIDOS GRASOS

Acidos grasos esenciales: concepto

Los ácidos grasos son esenciales para muchos aspectos de nuestra salud. Incluso, pueden reducir la agresión y apoyar un sistema inmunológico saludable.

acidos grasos esencialesEn general se sabe que los ácidos grasos omega 3 y 6 consiguen, cuando se toman a dosis adecuadas, favorecer una sangre más fluida, menos espesa. Esto favorece la circulación a los diferentes órganos del cuerpo disminuyendo los riesgos cardiovasculares y también mejorando la circulación cerebral.

Por otro lado, estos ácidos grasos forman parte de la membrana de todas las células del organismo, de modo que favorecen en intercambio de sustancias, el metabolismo celular y por lo tanto el funcionamiento general del metabolismo corporal.

Este hecho suponde que a nivel cerebral se le considere como el aceite que engrasa el mecanismo de funcionamiento de las neuronas y de esa forma, sea el que favorece un funcionamiento mental más ágil.

Nota: balance omega 3 y 6

La modificación de los hábitos alimentarios ha llevado a un cambio en el consumo de ácidos grasos, con una aumento de los ácidos grasos ω-6 y una marcada reducción en el consumo de los ácidos grasos ω-3. Esto a su vez ha dado lugar a un desequilibrio en la relación ω-6/ω-3, muy diferente de la proporción original 1:1 que tenían los seres humanos en el pasado.  

Los estudios recientes han encontrado que niveles excesivos de ω-6  comparado con ω-3  incrementan el riesgo de contraer diferentes enfermedades, incluyendo depresión.

Por ende, todo lo que se escribe en este artículo, tiene que leerse a la luz del mayor equilibrio posible en la ingesta de los ácidos grasos. Pueden consultarse fuentes especializadas. 

 

1. ¿Qué son los ácidos grasos omega-3?

Estructura ácido graso omega 3 Estructura ácido graso omega 3Estructura ácido graso omega 3Los ácidos grasos omega-3 son grasas poliinsaturadas. «Poli» significa muchos y «insaturado» se refiere a dobles enlaces. En definitiva, significan que los ácidos grasos omega-3 tienen muchos enlaces dobles.

«Omega-3» se refiere a la posición del doble enlace final en la estructura química, que son tres átomos de carbono del «omega» o extremo de la cadena molecular.

Dado que el cuerpo humano no puede producir omega-3, estas grasas se conocen como «grasas esenciales». Esto,  significa que debe obtenerlas de su dieta. Hay varios tipos de grasas omega-3, que se diferencian por su forma química y tamaño. 

 

Tipos de ácidos grasos omega-3

Estos son los tres más comunes:

Acidos grasos terapia

  • Ácido eicosapentaenoico (EPA): su función principal (de este ácido graso de 20 carbonos) es producir sustancias químicas llamadas eicosanoides, que ayudan a reducir la inflamación. La EPA también puede ayudar a reducir los síntomas de la depresión.
  • Docosahexaenoico (DHA): un ácido graso de 22 carbonos, el DHA constituye aproximadamente el 8% del peso del cerebro y contribuye al desarrollo y la función del cerebro.
  • Alfa-linolénico (ALA): este ácido graso de 18 carbonos se puede convertir en EPA y DHA, aunque el proceso no es muy eficiente. El ALA parece beneficiar al corazón, al sistema inmunológico y al sistema nervioso.
 

Funciones de los ácidos grasos omega-3

omega 3Las grasas omega-3 son una parte crucial de las membranas celulares humanas. También tienen otras funciones importantes, que incluyen:

  • Mejorar la salud del corazón. Los ácidos grasos omega-3 pueden ayudar a controlar los niveles de colesterol, triglicéridos y presión arterial
  • Apoyar la salud mental. Los suplementos de omega-3 pueden ayudar a controlar o prevenir la depresión, la enfermedad de Parkinson y la psicosis en las personas en riesgo. Sin embargo, se necesita más investigación.
  • Reducir peso y talla de cintura. Las grasas omega-3 pueden ayudar a las personas a controlar su peso y la circunferencia de la cintura. Sin embargo, se necesitan más estudios.
  • Disminuir la grasa hepática. La investigación inicial sugiere que consumir omega-3 puede ayudar a disminuir la cantidad de grasa en el hígado.
  • Apoyar el desarrollo del cerebro infantil. Los omega-3 apoyan el desarrollo del cerebro en el feto.
  • Luchar contra la inflamación. Las grasas omega-3 pueden ayudar a controlar la inflamación que ocurre con algunas enfermedades crónicas.
  • Una ingesta baja de ácidos grasos omega-3 puede contribuir a la inflamación y enfermedades crónicas, como artritis reumatoide, diabetes, aterosclerosis e insuficiencia cardíaca.

 

2. ¿Qué son los ácidos grasos omega-6?

Estructura ácido graso omega 6

También, los ácidos grasos omega-6 son ácidos grasos poliinsaturados. Sin embargo, el último doble enlace está a 6 carbonos del extremo omega de la molécula de ácido graso. Igualmente, los ácidos grasos omega-6 son esenciales, por lo que debes obtenerlos de tu dieta.

Proporcionan principalmente energía. La grasa omega-6 más común es el ácido linoleico, que el cuerpo puede convertir en grasas omega-6 más largas, como el ácido araquidónico (AA). El AA produce eicosanoides. Sin embargo, los eicosanoides que produce AA son más proinflamatorios. Los eicosanoides proinflamatorios juegan un papel clave en el sistema inmunológico. De todos modos, cuando el cuerpo produce demasiados, pueden aumentar el riesgo de inflamación y enfermedad inflamatoria.

dieta mediterráneaUna proporción saludable de ácidos grasos omega-6 a omega-3 parece estar entre 1 a 1 y 4 a 1. Pero, los estudios sugieren que las personas que siguen una dieta occidental típica pueden consumir una proporción de entre 15 a 1 y casi 17 a 1.

 

Beneficios de los ácidos grasos omega-6

Algunos ácidos grasos omega-6 han mostrado beneficios en el tratamiento de síntomas de enfermedades crónicas. Por ejemplo, el ácido gamma-linolénico (GLA) es un ácido graso omega-6 que se encuentra en ciertos aceites, como:

  • aceite de onagra
  • aceite de borraja

Al consumirse, gran parte se convierte en otro ácido graso llamado ácido dihomo-gamma-linolénico (DGLA). La investigación sugiere que GLA y DGLA pueden tener algunos beneficios para la salud. Por ejemplo, GLA puede ayudar a reducir los síntomas de enfermedades inflamatorias. Sin embargo, se necesita más investigación.

 

 

3. ¿Qué son los ácidos grasos omega-9?

Acidos grasos omega 9Los ácidos grasos omega-9 son monoinsaturados, lo que significa que solo tienen un doble enlace. Está ubicado a nueve carbonos del extremo omega de la molécula de ácido graso.

El ácido oleico es el ácido graso omega-9 más común y el ácido graso monoinsaturado más común en la dieta. Los ácidos grasos omega-9 no son estrictamente «esenciales», ya que el cuerpo puede producirlos.

Beneficios del omega-9

Sin embargo, consumir alimentos ricos en ácidos grasos omega-9 en lugar de otros tipos de grasas puede tener beneficios para la salud. Un estudio de 2015 encontró que alimentar a los ratones con dietas altas en grasas monoinsaturadas mejoró la sensibilidad a la insulina y disminuyó la inflamación. El mismo estudio encontró que los humanos que consumían dietas ricas en grasas monoinsaturadas tenían menos inflamación y mejor sensibilidad a la insulina que aquellos que consumían dietas ricas en grasas saturadas.

 

¿Qué alimentos contienen estos ácidos grasos?

La dieta occidental típica contiene más grasas omega-6 de las necesarias y no contiene suficientes grasas omega-3. Aunque los ácidos omega-9 no son esenciales, también deben tenerse en cuenta en el consumo. 

1. Alimentos ricos en grasas omega-3

Omega 3El pescado azul es la mejor fuente de omega-3 EPA y DHA. Otras fuentes marinas incluyen los aceites de algas. ALA proviene principalmente de nueces y semillas.

Estas son las cantidades y tipos de omega-3 en una porción de los siguientes alimentos:

  • salmón: 4.0 gramos EPA y DHA
  • caballa: 3,0 gramos de EPA y DHA
  • sardinas: 2,2 gramos de EPA y DHA
  • anchoas: 1.0 gramos EPA y DHA
  • semillas de chía: 4,9 gramos ALA
  • nueces: 2,5 gramos ALA
  • semillas de lino: 2,3 gramos de ALA

2. Alimentos ricos en grasas omega-6

Aceites vegetales refinados y alimentos cocinados en aceites vegetales contienen altos niveles de grasas omega-6.

Los frutos secos y las semillas también contienen cantidades significativas de ácidos grasos omega-6.

acidos grasosEstas son las cantidades de omega-6 en 100 gramos (3.5 onzas) de los siguientes alimentos:

  • aceite de soja: 50 gramos
  • aceite de maíz: 49 gramos
  • mayonesa: 39 gramos
  • nueces: 37 gramos
  • semillas de girasol: 34 gramos
  • almendras: 12 gramos
  • anacardos: 8 gramos

3. Alimentos ricos en grasas omega-9

Las grasas omega-9 son comunes en aceites vegetales y de semillas, nueces y semillas.

Semillas Estas son las cantidades de omega-9 en 100 gramos de los siguientes aceites de:

  • oliva: 83 gramos
  • anacardo: 73 gramos
  • almendras: 70 gramos
  • aguacate: 60 gramos
  • maní: 47 gramos

Además, contenidos en:

  • almendras enteras: 30 gramos
  • anacardos: 24 gramos
  • nueces: 9 gramos

 

 

Ácidos grasos y el autismo

Se ha sugerido que las dificultades asociadas con los TEA pueden explicarse parcialmente a través de la falta de ácidos grasos omega 3, y que la administración de suplementos con estos ácidos grasos esenciales puede dar lugar a una mejoría de los síntomas. 

Acidos grasos para los niños con TEALos ácidos grasos son esenciales para muchos aspectos de nuestra salud. Incluso, pueden reducir la agresión y apoyar un sistema inmunológico saludable. El DHA, uno de los ácidos grasos esenciales, es un componente importante de las células cerebrales. Cuando a niños con trastornos en el neuro-desarrollo se les administra DHA, se obtiene mejoría. Los únicos dos ácidos grasos esenciales para el ser humano son el α-linolénico (18:3ω-3) y el linoleico (18:2ω-6). 

Estudios realizados en personas que padecen un trastorno del espectro autista han desvelado que estas poseen menores niveles de ácidos grasos esenciales. Hasta el momento se conocen unos 70 tipos de ácidos grasos, muchos de los cuales los puede fabricar el propio cuerpo. Pero, el omega 3 y 6 se deben recibir de la dieta y su carencia provoca alteraciones importantes. 

Tanto el omega 3 como el omega 6 son fundamentales para la formación del impulso nervioso y la movilización de las vesículas sinápticas que contienen los neurotransmisores. Gracias  a los cuales se transmite la información en el cerebro. De hecho, se estima que de la cantidad de lípidos que componen el tejido cerebral, el 40% son ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga. Por eso, no es extraño que diferentes estudios coincidan en que administrarles ácidos grasos poliinsaturados a los lactantes incide positivamente en su capacidad de aprendizaje, nivel de concentración e inteligencia.

En las personas con un trastorno del espectro autista, se piensa que esa deficiencia de ácidos grasos poliinsaturados puede estar provocada por un metabolismo hiperactivo. Por tanto, en los últimos años varios investigadores se han preguntado si una dieta enriquecida con omega 3 podría atenuar los síntomas del autismo.

 

Omega 3 en el tratamiento del autismo

Realmente, son positivas las experiencias que se están consiguiendo con chicos con TDAH y Autismo cuando se combina el uso de Omega 3 y Omega 6 con la terapias y los tratamientos farmacológicos habituales. (1)

¿Deberías darle ácidos grasos a tu niñ@?

Sin duda, una dieta rica en omega 3 y 6 no es dañina para los niños. Aún así, hasta que no se cuente con nuevas evidencias científicas, no es recomendable abandonar cualquier tipo de tratamiento médico para decantarse únicamente por estos suplementos.

Sin embargo, se gana mucho más que si no lo haces. Junto con el tratamiento y la terapia vamos a favorecer un mejor funcionamiento de los mecanismos cerebrales generales y por tanto un mejor rendimiento cognitivo. Toda ayuda es poca cuando hace falta y estos mecanismos no funcionan tan bien como deberían.

El Omega 3 beneficia a los niños con trastornos del neurodesarrollo, porque favorece el funcionamiento cognitivo. Permite fluir de forma mucho más facil el intercambio de neurotransmisores y los mecanismos de las conexiones cerebrales y con eso, favorece el funcionamiento cognitivo.

Incluso,  en la actualidad, las leches infantiles llevan incluidos en su composición unos niveles determinados de ácidos grasos omega 3 y omega 6, debido a sus beneficios en el desarrollo cerebral y visual.

Si bien en la dieta mediterránea hay unos niveles proporcionalmente adecuados de ácidos grasos omega 3 y 6, no son suficientes para cumplir los requerimientos necesarios del organismo. Más aún con los cambios actuales de la dieta hacia los preconizados…

 

Cómo benefician a l@s niñ@s

Definitivamente, no es como el tratamiento farmacológico. Por eso, los resultados no se notan en unos días. Puede ser que requieran semanas y meses para que se vaya viendo un avance progresivamente favorable.

Muchas familias pensarán que es mucho dar esto a los niños junto con el tratamiento… En efecto, muchos padres tienen la duda de dárselos o no. Pues la respuesta es clara, sí.

Tienes mucho más que ganar que si no lo haces. Junto con el tratamiento y la terapia vamos a favorecer un mejor funcionamiento de los mecanismos cerebrales generales. Por tanto, un mejor rendimiento cognitivo.

Obviamente, no reemplaza una la medicación… etc.. Efectivamente. Se combinan sin ningun problema. Todo lo contrario, potencia el funcionamiento de la medicación. Por eso, hace años que las leches infantiles están suplementadas con omega 3 para asimilarse a la leche materna y ha demostrado potenciar el desarrollo neurológico y visual.

Para informarte sobre vitaminas y minerales vinculadas al tratamiento del autismo, ver el artículo correspondiente a suplementos alimentarios. 

 

 

Notas

(1)

Los estudios sobre el omega 3 para tratar el autismo muestran resultados contradictorios

Hasta el momento los resultados sobre la eficacia del omega 3 en el tratamiento de los niños con autismo han sido contradictorios. Un pequeño estudio llevado a cabo por investigadores de la Soroka University en 10 niños con edades comprendidas entre los 4 y los 7 años reforzó su dieta con 1 gramo diario de omega 3 durante 12 semanas. Al cabo de ese tiempo, el 88% de los niños mostraron una mejoría. Exactamente, mejoraron un 33% en la Escala de Evaluación del Autismo, a través de la cual se mide la intensidad de los síntomas.

Actualmente, en el Servicio de Psiquiatría del Niño y del Adolescente del Hospital Gregorio Marañón se está realizando el mayor ensayo clínico que se ha llevado a cabo en niños y adolescentes con un trastorno del espectro autista para analizar el efecto del omega 3 sobre los síntomas. En este ensayo se está trabajando con 80 pacientes y hasta el momento los resultados preliminares desvelan que el omega 3 mejora la estructura y funcionalidad de las membranas celulares. Además, los especialistas indican una mejoría en la motivación social de estos niños y adolescentes.

Sin embargo, todos los resultados no son tan alentadores. Por ejemplo, un experimento reciente llevado a cabo en la Universidad de Toronto incluyó a 38 niños con un trastorno del espectro autista con edades comprendidas entre los 2 y 5 años. Durante 6 meses, a la mitad de ellos les dieron 1,5 gramos de suplemento de omega 3 diario y a la otra mitad un placebo. Al cabo de ese tiempo los investigadores no encontraron diferencias significativas entre uno y otro grupo, por lo que concluyeron que el omega 3 no era eficaz para tratar los síntomas del autismo.

Dieta libre de gluten

dieta sin gluten

DIETAS Y AUTISMO: SIN GLUTEN

Dieta sin gluten

En otro artículo, hemos hablado de la necesidad de encarar una adaptación de dieta cuando se recibe un diagnóstico de autismo. En algunos casos es posible probar los efectos de una dieta libre de gluten (1), caseína y soja. Incluso, recientemente se ha dicho que la zonulina que contiene el trigo afecta la barrera hematoencefálica. Por eso, afectaría a nivel neurológico. Hay otras dos dietas con las que deberían complementar: dieta sin azúcar y dieta sin levadura.  Entre las 3, deberíamos conformar una dieta sana, adecuada para evitar la lucha del cuerpo de una persona con TEA contra sustancias que le complican el funcionamiento del su organismo. 

 

1. Dieta sin gluten en general

El gluten es una proteína que se encuentra en la mayoría de los cereales. El gluten que se encuentra en el trigo, la avena, la cebada y el centeno puede desencadenar graves problemas de salud u otras insensibilidades. Mientras que otros granos como el maíz, el arroz y la quinua también contienen gluten, no parecen causar los mismos problemas que los mencionados.

CEBADA GLUTEN TACCEsta es una dieta extremadamente fácil de seguir. Debido a la extensión de la sensibilidad celíaca, es muy sencillo que los mercados ofrezcan productos sin TACC (trigo, avena, cebada, centeno). No implica mayores complicaciones. En todo caso, simplemente fijarse que el alimento tenga la identificación de producto apto para celíacos (en cada país será diferente). 

Es más, en algunos casos, existen profesionales de la nutrición y medicina que la recomiendan de modo general. Quizá, no de un modo tan estricto como en el caso de la enfermedad celíaca. Pero, de modo genérico se dice que hay cierta resistencia natural en el organismo humano. Además, los supuestos beneficios de la dieta sin gluten son una mejora de la salud, pérdida de peso y aumento de la energía. En general, aún se necesita más investigación al respecto. 

2. El gluten en los cereales

Trigo y glutenEn origen, el trigo se consiguió a través de una hibridación de hierba salvaje y espelta. Desde entonces, ha sufrido muchas transformaciones para aumentar la productividad y mejorar la panificación.

Originalmente, el trigo era diploide (dos conjuntos de 7 cromosomas=14 cromosomas).  Más adelante, fue mutando hasta llegar a ser dos clases de trigo (duro y blando) con 28 y 42 cromosomas respectivamente. Por eso, lo que le sucede a nuestro organismo es que no lo digiere porque las enzimas digestivas no reconocen este trigo mutado.

¿La razón? Nuestro sistema digestivo no está diseñado para hacerlo en realidad. El trigo contiene gluten (como la venta, la cebada y el centeno), una proteína compleja que para ser digerida necesita romperse, hacerse trocitos muchas veces. Además, contiene unos péptidos tóxicos demasiado grandes para ser absorbidos correctamente a través del intestino delgado.

Los cereales no están «preparados» para ser ingeridos como lo estarían las frutas. Estas proteínas actúan como una especie de «defensa» provocando en el cuerpo una respuesta inmunogénica (2) que produce la inflamación del sistema inmunológico.

 3. El gluten en el cuerpo humano

Aunque la mayor parte de las personas pueden tolerar y eliminar de manera segura el gluten, nadie es capaz de digerirlo completamente.

Alergias e intolerancias alimentariasEn general, el gluten contiene una larga variedad de péptidos indigeribles que pueden estimular nuestro sistema inmune.

De hecho, el cuerpo puede percibir el gluten como un potencial enemigo. Por eso, puede reaccionar como si se tratara de una peligrosa bacteria y generando una respuesta inflamatoria. En consecuencia, consumir gluten podría ser un stress más para nuestras defensas.

Añade una batalla más a las que de por sí ya tiene que lidiar. Esto no quiere decir que en sí mismo genera una patología. Simplemente, tenemos un factor inflamatorio más a gestionar, igual que la contaminación, una infección vírica o un ritmo de vida demasiado elevado.

 

Dieta sin gluten en el autismo

Eso sí, podemos profundizar algo en los motivos que llevan especialmente a aconsejar la  sin gluten para el TEA. Es un tratamiento que se ha vuelto popular para tratar algunos síntomas del autismo.

dieta SIN GLUTEN TACCLa teoría detrás de esta dieta es que algunos niños absorben las proteínas de manera distinta. Eso sí, aún no existen suficientes estudios científicos que apoyen esta teoría. Sin embargo, muchas familias afirman que la eliminación del gluten y la caseína de la dieta ha ayudado a mejorar los hábitos de evacuación, el sueño y las conductas habituales, En general, habrían contribuido al progreso general de sus niñ@s.

Debido a que no existen exámenes de laboratorio específicos que predigan cuáles niños se beneficiarían de una intervención alimentaria, muchas familias deciden probar la dieta bajo una cuidadosa observación conjunta por parte de la familia y el equipo de intervención.

 

1. ¿Por qué dieta sin gluten y cómo hacerla?

Dieta sin gluten - trigoPara entender la prevalencia de estas dietas quizá tenemos que pensar en los desórdenes de alimentación.

Globalmente, se estima que alrededor del 75% de las personas con autismo tienen un desorden de alimentación. Van desde leves a muy severos. Por ejemplo: hiperselectividad alimenticia, hipersensibilidad, hiposensibilidad, problemas médicos, estreñimiento, ingesta compulsiva, reacción adversa a nuevos alimentos, … 

Pero, en definitiva, el adoptar una dieta sin gluten, tendría más que ver con lo dicho inicialmente del gluten y la dificultad de digerirlo. Por eso, sería como reducir el stress que ya de por sí presenta el cuerpo de tu hij@ a la hora de alimentarse. 

 

2. ¿Como hacerla?

En el aspecto práctico, tenemos que tener en cuenta que el gluten se encuentra en: 

  • Pan, tostadas, galletas, bizcochos, pastas, tortas, pasteles;
  • Cerveza, pizza, chucherías, perro caliente, hamburguesas;
  • Germen de trigo, bulgur, sémola de trigo;
  • Quesos, ketchup, mayonesa, salsa de soya;
  • Salchicha, aderezos industrializados;
  • Cereales, barras de cereales, jarabes y algunos medicamentos;
  • Salsas blancas;
  • Sopas deshidratadas o aderezos listos.
  • Cualquier alimento que se prepare a base de aventa, trigo, cebada y centeno.

3. Las compras y la dieta sin gluten

Al ir a hacer las compras, todos esos alimentos pueden ser reemplazados con suma facilidad y sin conflictos siempre que se busque en el producto alguna de estas identificaciones. 

Direta sin gluten
En cada país, de acuerdo con la legislación que se haya previsto, los alimentos sin TACC estarán identificados con algún tipo de sello en el envoltorio. Acá traemos algunos. Podría ser que aún no estén identificados masivamente en tu país. Pero casi todos los gobiernos están sancionando legislaciones en ese sentido.

Nuestro consejo

Como siempre, consultar con el profesional que atiende a tu hij@. Pero, teniendo en cuenta lo que se dijo inicialmente en el artículo, puede adoptarse una dieta sin gluten sin mayores problemas. De hecho, en algunos países es algo extremadamente sencillo. Basta con elegir los cientos de productos sin TACC. Tu hij@ no lo notará. Podrá disfrutar de pastas, panificación, golosinas, etc. sin gluten.

Además, como, en general, no son niñ@s que estén constantemente compartiendo la comida, no será tan complicado el evitar que le coma la pizza a un compañero de escuela. Un stress menos a nivel digestivo sin demasiado revuelo a la hora de hacer compras o cocinar, no le viene mal a nadie. 

 

(1) El gluten es una glucoproteína compuesta por una proteína unida a uno o varios glúcidos (azúcares), simples o compuestos. La palabra gluten proviene del latín y significa «cola, goma o materia viscosa de origen orgánico». 

La gliadina y la glutenina, son los componentes principales del gluten y están presentes en el trigo y otros cereales, como el centeno, la cebada y la espelta. El gluten es muy utilizado a nivel industrial porque aporta al producto elasticidad, esponjamiento, solidez y hace que no se desmenuce al cortarlo. 

Con la manipulación genética de los alimentos llevada a cabo masivamente desde los años 60, la proporción de gluten en el trigo ha cambiado de un  5% a un 50%.

 

(2) Inmunogenicidad es la propiedad que permite a una sustancia inducir una respuesta inmune detectable.

Alimentación adaptada al autismo

alimentación adaptada al autismos

AUTISMO Y ALIMENTACIÓN

Tratamiento nutricional

Alimentación adaptada ¿Es necesario que los padres aprendan a administrar a sus hij@s una alimentación adaptada al autismo? ¿Debemos desarrollar un tratamiento nutricional específico? Primero, veamos la teoría detrás de una alimentación adaptada. Este artículo es parte de la colección de artículos para Terapias Alternativas o complementarias. 

1. Fundamento

Los tratamientos nutricionales se basan en la teoría de que las alergias a los alimentos o la falta de vitaminas o minerales causan o profundizan síntomas de TEA. Por ello, una dieta variada, natural y supervisada por un profesional sería especialmente beneficiosa. Algunos familias creen que los cambios en la alimentación pueden provocar cambios en la manera en que un niño siente o actúa. Estas teorías alimentarias se aplican no sólo a los niños con autismo, también a otras condiciones médicas. Por tanto, no son privativas del espectro autista. Normalmente, se realizan a partir de la observación de los padres. En todo caso, es muy conveniente que sean monitoreadas por un profesional.

2. Problemas dietarios y autismo

Los problemas gastrointestinales afectan al 90% de los niñ@s con TEA. Al mismo tiempo, los problemas son 4 veces mayor que en niñ@s sin TEA. Pero, es verdad que muchos de estos niños no hablan o tienen dificultades para comunicarse. A su vez, muchos padres tienen dificultades para reconocer los síntomas gastrointestinales en sus hijos. Por eso, podría pensarse que esos datos no son ciertos. Sin embargo, es un diagnóstico demasiado repetido como para ignorarlo.

Problemas dietariosInicialmente, los síntomas incluyen estreñimiento crónico, diarrea y dolor abdominal. En segundo lugar, las llamadas alergias alimentarias también son más comunes en los niños con autismo que en los grupos control (de la misma edad). De hecho, ciertos alimentos parecen desencadenar síntomas tanto gastrointestinales como conductuales en niños con autismo.

Por otro lado, es verdad que podrían estar no-diagnosticadas debido a razones semejantes a las dichas anteriormente. Hasta la fecha, las malas reacciones a determinados alimentos que experimentan estos niños no se han relacionado explícitamente:

  1. con diferencias en la microbiota intestinal,
  2. la función inmunitaria y
  3. la capacidad digestiva en los niños con autismo

Obviamente, todo se mide en relación con los niños con un desarrollo típico.

 

3. Alergias alimentarias 

¿Qué son las alergias?

Una alergia es una reacción adversa del sistema inmunológico del cuerpo a ciertas sustancias (alérgenos). En ese sentido, los alérgenos pueden ser ciertos tipos de alimentos, polvo, látex, moho, polen, etc. Las alergias están mediadas por inmunoglobulinas en el cuerpo, en particular IgE, aunque también pueden estar involucradas otras inmunoglobulinas.

Alergias e intolerancias alimentarias Realmente, las alergias son comunes. Al mismo tiempo, l@s niñ@s tienden a sufrir más alergias, que pueden desaparecer a medida que crecen. Y, pueden adquirir otras alergias más adelante en la vida a cosas que antes no eran causa de alergia.

Es importante tener en cuenta las diferencias entre alergia, sensibilidad e intolerancias. Una sensibilidad es un efecto exagerado a una sustancia común (como el café, que puede provocar palpitaciones, por ejemplo). Una intolerancia se da cuando cierta  cantidad de una sustancia (como la leche: intolerancia a la lactosa), puede provocar diarrea o vómitos, pero no activar el sistema inmunológico.

Alergias alimentarias en niñ@s con TEA

Alimentos alérgenicos¿El TEA causa alergia (específicamente alergia a los alimentos), o las alergias causan el TEA? Algunos estudios (1) han demostrado que las molestias gastrointestinales son mayores entre los niños con TEA en comparación con los que no lo tienen. Por lo tanto, se especula que el desarrollo de alergias alimentarias puede atribuirse a alteraciones del microbioma intestinal. En consecuencia, como resultado a la activación inmune, se perjudica el desarrollo y la función del cerebro. Todo esto ocurre a través del eje intestino-cerebro (sistema nervioso entérico).

En resumen, las tasas de alergias son mucho más frecuentes en niños con TEA. Especialmente, las alergias alimentarias.  Algunos plantean la hipótesis de que un sistema inmunológico deteriorado, unido a alteraciones intestinales, puede afectar el desarrollo neuronal. Simultáneamente, influirían en el desarrollo de alergias. En realidad, como se ha dicho en otros ámbitos, se necesita más tiempo de investigación para describir a fondo la asociación entre alergias y autismo.

Alimentación adaptada: dietas familiares 

1. Visión general

Alimentación adaptadaDe acuerdo con lo expuesto, podríamos decir que aún no tenemos los datos suficientes para tomar una decisión al respecto. Además, posiblemente un médico no esté en condiciones aún de afirmar la relación directa entre alergias alimentarias y TEA. O bien, de predecir la reversión sintomatológica en caso de utilizarse una dieta específica. 

Por otra parte, la dieta de l@s niñ@s ha sido tradicionalmente una decisión de los padres. Al menos, está vinculada a la tradición y costumbres familiares. No es un aspecto que, necesariamente, deba seguir un profesional de la salud. Es un ámbito que te corresponde a ti, como padre o madre responsable. 

 

2. Una dieta responsable

Cambio de dietaInicialmente, podemos pensar que planificar una alimentación adaptada a tu hij@ con TEA puede ser una decisión sencilla. Pues, sí y no. Lo es, desde el momento en que no implica una decisión diferente a otras que -habitualmente- deben tomarse en la familia. Por otra parte, y teniendo en consideración que las dietas que habitualmente consumen l@s niñ@s tienen un alto componente de alimentos poco saludables, puede ser difícil de aplicar. 

Una «alimentación adaptada» podría ser, simplemente, una dieta familiar saludable. Realmente saludable. Incluso, al margen del bombardeo de publicidad sobre productos industralizados, súper refinados. También, al margen de continuas golosinas o de la llamada «comida chatarra». Uff, eso sí podría ser complicado. Especialmente, porque tal vez son los padres y madres los primeros adictos

En definitiva, tal vez podemos pensar que la presencia de tu niñ@ con TEA es una ventana de oportunidad para tomar una decisión de alimentación familiar. 

 

3. ¿Qué comidas evitar en el autismo?

Teniendo en cuenta lo dicho anteriormente: esto es, que la decisión de una dieta puede ser una decisión familiar, veremos algunas posibles concreciones. Por ejemplo, de modo general se aconseja que se eviten los siguientes productos: 

  1. Gluten
  2. Leche, una vez terminada la etapa de amamantamiento 
  3. Azúcar refinada en todas sus presentaciones
  4. Ingredientes artificiales, colorantes artificiales, esencias artificiales
  5. Productos industriales refinados
  6. Toda «comida chatarra»

En realidad, las dietas habituales que se suelen sugerir son las que hemos consignado en otros artículos:

Consideramos que estas 3 dietas que se suelen presentar por separado (y así lo hemos hecho en el website), son parte de una alimentación adaptada. Esta alimentación adaptada es un todo en sí misma, se rige por los aspectos presentados en este artículo. Estas 3 dietas deben necesariamente unificarse bajo el concepto de alimentación sana. Y complementarse con los estos aspectos que facilitan la alimentación y digestión de nutrientes de tu niñ@ con TEA. 

Alimentación adaptada: alimentos aconsejados

Alimentos saludablesInicialmente nos tenemos que centrar en un concepto: la CALIDAD DE LA OFERTA ALIMENTARIA.  Esto es un cambio de mentalidad: en lugar de pensar que qué evitar, tendríamos que centrarnos en qué ofrecer. 

 

Lo que, desde el primer día, se le ofrece a tu niñ@ debería provenir de: 

  1. Grasas o aceites saludables
  2. Todo tipo de semillas y frutos secos (especialmente, como reemplazo a las golosinas)
  3. Frutas frescas o desecadas sin procesar (controlar las posibles alergias)
  4. Legumbres preparadas de modo que se facilite su digestión 
  5. Hortalizas y tubérculos en todas sus variedades, frescas o cocidas.
  6. Carnes frescas (no industrializadas o enlatadas) blancas o rojas.
  7. Condimentos y especies naturales (de acuerdo con la edad)
  8. Jugos y zumos naturales

En consecuencia, como podrías imaginarte, si toda la familia se adapta a una dieta de este tipo, la calidad de la oferta alimentaria mejoraría la nutrición familiar sensiblemente. La «alimentación adaptada» al autismo se podría convertir en el punto de partir de una sensible mejora en la salud de toda la familia. 

Perfil «dietético» de tu hij@ con TEA

Para cerrar los títulos de este artículo, queremos tocar un tema que habrá podido comprobar por ti mism@. L@s niñ@s con autismo presentan ciertas líneas de conducta a la hora de las comidas. Por eso, te queremos hablar de 3 puntos. 

1. Puede ser muy quisquillos@ 

Los niños autistas son quisquillososEn primer lugar, la sensibilidad a los sabores, colores, olores y texturas pueden ser las mayores barreras para un plan de alimentación equilibrado. Por tanto, hacer que pruebe alimentos nuevos, especialmente los que son suaves y resbaladizos, puede parecer casi imposible. Es posible que evite ciertos alimentos o incluso grupos enteros de alimentos.

Una de las formas más fáciles de abordar los problemas sensoriales es abordarlos fuera de la cocina. Haz que su hij@ visite el mercado para elegir un nuevo alimento. Luego, inicia una investigación en Internet para saber dónde crece. Finalmente, decidir juntos cómo prepararlo. El simple hecho de familiarizarse con los nuevos alimentos de una manera positiva y de baja presión puede ayudar a tu hij@ a convertirse en un comensal más flexible.

 

2. La hora de la comida: una rutina

Hacer las comidas tan predecibles y rutinarias como sea posible puede ayudar. Servir las comidas a la misma hora todos los días es una de las formas más sencillas de reducir el estrés. Además, piensa en las concesiones que puede hacer para facilitar las comidas. Si tu hij@ es sensible a las luces, intenta atenuarlas o considera la posibilidad de encender velas. Haz que elija su asiento favorito en la mesa.

 

3. Busca orientación para dietas especiales

Ten en  cuenta que las dietas restrictivas requieren una planificación cuidadosa. Así, podrás asegurarte de que se satisfagan las necesidades nutricionales de tu hij@.

Si es necesario, consulta a un nutricionista-dietista antes de realizar cambios drásticos en el plan de alimentación familiar. Imprevisiblemente, podría haber efectos secundarios y posibles déficits de nutrientes cuando se aplica una dieta sin una guía clara y completa.

 

 

(1) Fuentes

  1. NHS.uk, 2019. Allergies. https://www.nhs.uk/conditions/allergies/
  2. Guifeng et al, 2018. Association of Food Allergy and Other Allergic Conditions With Autism Spectrum Disorder in Children. JAMA Netw Open. 1(2):e180279. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC6324407/